El presidente del Consejo de Seguridad Nuclear (CSN), Juan Carlos Lentijo, y la consejera del mismo, Pilar Lucio, visitaron el pasado jueves las instalaciones de las central nuclear de Almaraz (CNA), en el marco del encuentro institucional que realizan a Extremadura; siendo recibidos ambos por el presidente de la Junta de Administradores de Centrales Nucleares Almaraz Trillo (CNAT), Francisco José López, y el director de la central, Rafael Campos, entre otros.

El presidente y la consejera del CSN mantuvieron un encuentro con la dirección de la central, a la que también asistieron los inspectores residentes del CSN, en la que pudieron hablar sobre la recarga número 27 , que empezará el día 26 de septiembre y durará hasta el 4 de noviembre, en la que se aprovechará para incorporar condicionados y modificaciones de diseño. Visitaron también el Centro de Información, el simulador de la sala de control y el Almacén Temporal Individualizado (ATI), que entró en servicio en 2018 tras el informe favorable del regulador.

La central nuclear Almaraz, que se ubica en la cola del embalse de Arrocampo, margen izquierdo del río Tajo, en la provincia de Cáceres, está compuesta por dos unidades que funcionan mediante un sistema nuclear de producción de vapor formado por un reactor de agua ligera a presión suministrado por la empresa norteamericana Westinghouse.

La primera unidad inició su actividad el 1 de mayo de 1981, mientras que Almaraz II lo hizo el 8 de octubre de 1983. Ambas unidades tienen concedida la renovación de la autorización de explotación hasta el 1 de noviembre de 2027 y hasta el 31 de octubre de 2028, respectivamente.

El Consejo de Seguridad Nuclear tiene entre sus principales objetivos fortalecer e incrementar los mecanismos de relación y colaboración con las administraciones autonómicas. Entre otras actividades, el CSN participa en la planificación, preparación y respuesta ante situaciones de emergencia radiológica mediante convenios específicos con las comunidades que así lo requieren.

Cada año organiza un encuentro en su sede con todos los delegados y subdelegados del Gobierno de las comunidades autónomas y provincias que cuentan con instalaciones nucleares. El objetivo de estos encuentros es analizar las actuaciones relacionadas con los planes de respuesta ante emergencias nucleares e intercambiar experiencias en los distintos ámbitos de colaboración mutua, como por ejemplo los cursos de formación, capacitación de actuantes, los simulacros de emergencia o los procesos de notificación e información de incidentes.

Encuentro institucional

El día anterior de la visita a CNA, el presidente y la consejera del CNS se reunieron en Mérida con el presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, y en la Asamblea de Extremadura con la consejera de Transición Ecológica y Sostenibilidad, Olga García García, en los que se abordaron asuntos de interés para las instituciones en materia de seguridad nuclear y protección radiológica. El encuentro institucional realizó también una visita al Laboratorio de Radiactividad Ambiental de la Universidad de Extremadura (LAUREX).

Segidamente en Cáceres, la delegación del CSN mantuvo un encuentro con la delegada del Gobierno en Extremadura, María Yolanda García, y el subdelegado del Gobierno en Cáceres, José Antonio García, en la que repasaron los aspectos más relevantes sobre el desarrollo de las actividades del organismo regulador en materia de seguridad nuclear y protección radiológica, destacando las actuaciones relacionadas con los planes de respuesta ante emergencias en el entorno de estas instalaciones.

Juan Carlos Lentijo puso de manifiesto en la mencionada visita la necesidad de continuar reforzando la colaboración con las diferentes administraciones para afrontar con las máximas garantías una posible situación de emergencia. En este sentido, Lentijo destacó “la importancia de los ejercicios y simulacros para mantener el continuo aprendizaje y coordinación entre instituciones para estar preparados ante posibles emergencias”.