El Ministerio de Sanidad ha dispuesto la retirada de más de un centenar de medicamentos que contienen el principio activo “valsartán”, que son recetados para controlar la hipertensión, y advierte a los usuarios que consulten a su médico para que se lo sustituya por otro.

Todos estos medicamentos, que son en forma de comprimidos, han sido distribuidos por las farmacéuticas y laboratorios Kern Pharma, Alter, Cinfa, Normon, Pensa Pharma, Sandoz, Almus, Aurovitas Spain, Combix, Ranbaxy, Stada, Qualigen, Ratiopharm, Tarbis, Tecnimede España, Tedec-Meiji Farma y afectan a los lotes fabricados en China, según explica en su web la Agencia Española del Medicamento (AEMPS).

La alerta se debe a un defecto de calidad y ha tenido lugar en múltiples países europeos y del resto del mundo. “Las autoridades europeas de medicamentos (la Agencia Europea de Medicamentos, EMA, y las agencias nacionales) están trabajando con Zhejiang Huahai para resolver esta situación tan rápido como sea posible, evaluando asimismo el posible riesgo asociado”, según explica (AEMPS).

Su retirada y alerta se ha llevado a cabo por “prevención” tras detectar “N-Nitrosodimetilamina (NDMA)”, una impureza que podría producir cáncer, según la Agencia Internacional para la Investigación sobre el Cáncer (IARC) de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

La impureza “probablemente carcinogénica” se ha generado como consecuencia de un cambio en el proceso de fabricación de valsartán autorizado por el EDQM (siglas en ingles de European Directorate for the Quality of Medicines & HealthCare), la dirección Europea de la Calidad de los Medicamentos del Consejo de Europa.

Las autoridades sanitarias recomiendan a los pacientes que no interrumpan el tratamiento de golpe y que acudan a su médico para que se lo sustituya por otro, a los médicos les aconseja revisar los tratamientos en curso y cambiar los que presenten el citado problema y a los farmacéuticos les insta a que, ante una prescripción de uno de los fármacos afectados, informe al paciente de la situación y le indique que no deje su tratamiento y acuda a su médico.