Ponte en Órbita visitas desde 1

El Ministerio del Interior ha hecho público el Balance de Criminalidad correspondiente a 2019, en el que se confirma que Extremadura continúa siendo la comunidad autónoma más segura de España, con un índice de tasa de criminalidad de 25,9 delitos por cada mil habitantes; 20,9 puntos menos que la media nacional, que se ha situado en 2019 en 46,8 delitos por cada mil habitantes. Por provincias, la tasa de infracciones penales por cada 1.000 habitantes se sitúa en Badajoz en el 28,3 y en Cáceres en el 21,9.

Con respecto a los datos de 2018, la tasa de criminalidad se ha incrementado en un 3,15% y el número de infracciones penales totales ha sido de 27.658. Este incremento es ligeramente inferior al registrado en el conjunto de España, que ha sido del 3,3%, y se ha debido especialmente a la subida en el número de estafas, la mayor parte de ellas por compras “on line”; y también por los delitos de malos tratos en el ámbito familiar.

Por el contrario, se ha producido un descenso en el número de hurtos y de robos, entre los tipos de delitos más frecuentes. También se ha producido un descenso en el número de delitos conocidos por tráfico de drogas por la intensa actuación de las Fuerzas y Cuerpos de seguridad del Estado contra este tipo de delincuencia

Por primera vez en los últimos cinco años se ha incrementado el número de plazas ocupadas de Guardia Civil y Policía Nacional, alcanzado entre ambos la cifra de 3.832 efectivos en la región.

En concreto, en el Cuerpo Nacional de Policía hay 60 funcionarios en activo más que el año anterior y en la Guardia Civil de 28 efectivos más. Este Gobierno ha creado entre 2018 y 2019 un total de 9.655 plazas.

Las cifras

El número total de infracciones penales en la región extremeña en 2019 ha sido de 27.658, lo que supone 845 delitos más que en 2018, es decir, un 3,15% de incremento con respecto al año anterior.

Este incremento de los delitos conocidos se ha producido fundamentalmente por dos tipologías que vienen experimentando un crecimiento notable en los últimos años: las estafas y los malos tratos.

En el caso de las estafas, la mayoría de ellas lo son por un uso inadecuado de las compras ‘on line’, se han producido 472 estafas más que en 2018, lo que supone un incremento del 13,67%, alcanzando la cifra de 3.925 estafas denunciadas en 2019. Este tipo de delitos suponen ya el 15% del total de infracciones penales conocidas en Extremadura.

Las estafas son los delitos que más han crecido en la última década. Si comparamos los datos de estafas denunciadas en 2010 con los de 2019 el incremento ha sido del 432%. En una década se han pasado de 907 a 3.925; es decir, se han multiplicado por cuatro.

Estos delitos se producen a través de la red y son fruto del engaño, por lo que el Ministerio del Interior hace una llamada de atención a todos los ciudadanos para que extremen las precauciones cuando efectúan comprar por internet o responden a correos electrónicos fraudulentos. Según los datos del Ministerio del Interior esta tipología delictiva es la que más se ha incrementado en los últimos años, alcanzado ya más de un 10% del total de delitos conocidos en toda España.

Del mismo modo se ha producido un nuevo incremento en los malos tratos en el ámbito familiar, dentro de los que se incluye la violencia de género, de un 14,15%, alcanzado un total de 1.436 hechos delictivos conocidos durante 2019.

Tanto el caso de las estafas “on line” como los malos tratos son delitos que se producen en los ámbitos íntimos de las personas, por lo que es muy positivo que se presenten denuncias por los mismos ya que eso permite la puesta en marcha de los mecanismos de investigación y su esclarecimiento. En el caso de las estafas el índice de esclarecimiento se ha incrementado un 15% y en el caso de las bancarias un 147%.

La mayoría de las infracciones penales cometidas en Extremadura en 2019 lo han sido contra el patrimonio: 18.639. Es decir, el 67,4% de los delitos conocidos en Extremadura en 2019 han sido delitos contra el patrimonio (robos, hurtos, estafas, sustracciones de vehículos, daños…). Entre este tipo, la mayor parte son los hurtos, con un total de 6.56 y un descenso del 0,7%. Las sustracciones de vehículos a motor han descendido un 10%, y los robos con fuerza en las cosas en un 9,85%. En el caso concreto de los robos con fuerza en domicilios el descenso ha sido del 15,53%.

Ponte en Órbita visitas desde 2

Otro gran apartado en cuanto a la tipología de los delitos es el que engloba las infracciones penales contra las personas (homicidios, lesiones, malos tratos…). En este apartado se ha producido un incremento del 5,85%, pasando de 5.713 en 2018 a 6.047 en 2019. La mayor parte de este incremento se debe precisamente a los delitos de malos tratos ya mencionados.

En este apartado se han registrado 5 delitos consumados de homicidio o asesinato, uno más que en 2018; mientras que los delitos de lesiones han descendido un 1,13%.

En cuanto a los delitos contra la libertad sexual de las personas se ha producido un descenso en el número de agresiones sexuales del 14,29%, pasando de 21 a 18 casos. También han descendido los casos de pornografía infantil, que han pasado de 11 a 9, pero se han incrementado los de corrupción de menores o incapacitados, pasando de 5 a doce denuncias en 2019.

Otros dos ámbitos de infracciones penales destacados son los delitos contra la seguridad vial, que han pasado de 834 a 843, con un incremento del 1,08%; y el tráfico de drogas, que ha experimentado una subida del 27,47%, pasando de 233 a 297 casos.

Una región muy segura

En definitiva, Extremadura sigue siendo la Comunidad Autónoma más segura de España y continúa produciéndose en unos índices de delincuencia muy por debajo de la media nacional y de nuestro entorno. No obstante, se detectan repuntes en alguna tipología de delitos, como las estafas por internet, los malos tratos, contra la seguridad vial y el tráfico de drogas. Paralelamente a estas tipologías de delitos que se vienen incrementando en los últimos años, también se detecta un descenso progresivo y paulatino de delitos como los hurtos, los robos de vehículos a motor o los robos en general.

También se mantiene la tendencia de ascenso en el índice de esclarecimiento de los delitos. En 2019 han quedado esclarecidos el 43,8% del total de delitos conocidos, con un incremento del 6% y el número de detenidos y/o investigados se ha situado en 300 por cada mil delitos, con un crecimiento del 3,5%.