El Ayuntamiento de Navalmoral celebró el pasado día 11 el Pleno Ordinario correspondiente al mes de febrero de manera telemática. Inicialmente el orden incluía 6 puntos más las resoluciones de alcaldía, y los ruegos y preguntas a los que se vieron incrementados con dos mociones del PP presentados unas horas antes del comienzo de la sesión.

El Pleno comenzó con la aprobación de acta de la sesión anterior y continúo con una modificación, aprobada, sobre el cambio del uso del suelo en Almaraz para ser utilizado para energías renovables y que se está llevando a los distintos municipios incluidos en el Plan Territorial del Campo Arañuelo.

Continuó con la toma de conocimiento de la información de ejecución trimestral del cuatro trimestre del 2020 y con el periodo medio de pago a proveedores e informe de morosidad.

El quinto punto incluía la moción presentada por Extremeños sobre la compra de suelo por parte del Ayuntamiento que incluía la elaboración de un mapa de edificios  y solares abandonados en la localidad. Salió adelante con los votos a favor de todos los grupos menos con el de PSOE que se abstuvo.

La renuncia del concejal de Ciudadanos, Ángel Muñoz, se hizo oficial en el sexto punto del orden.

 

 

El Partido Popular quiso incluir dos mociones de urgencias, una sobre el engalanamiento de los balcones y fachadas con motivo del Carnaval y la otra sobre una ayuda propuesta de 400.000€. La mayoría de los concejales no consideró la urgencia de la moción con lo cual no se pudo llevar a debate.

El Pleno terminó con los ruegos y preguntas.