La Guardia Civil de Jarandilla de la Vera ha detenido a tres personas como supuestas autoras de un delito de falsedad documental y otro contra la salud publica por intentar retirar medicamentos con recetas supuestamente falsificadas en varias farmacias de la comarca verata. 

 

 

Los agentes de la Guardia Civil tuvieron conocimiento de los hechos cuando el pasado 24 de mayo una mujer intentó retirar Rivotril de 2mg en una farmacia de Losar con una receta de la Comunidad de Madrid. Previamente el Colegio de Farmacéuticos de Cáceres había avisado de la utilización de dichas rectas, supuestamente falsas, con el medicamento indicado. Una vez en el establecimiento la investigación les llevó a tener conocimiento de que una mujer había intentado retirar el producto también en Jarandilla y en Aldeanueva.

Centrando la investigación en las localidades por donde pasa la carretera que recorre toda la comarca de La Vera, la EX-203, interceptaron en Jaraíz a la sospechosa junto a un hombre y a otra mujer cuando intentaban retirar el medicamento con las recetas supuestamente falsas, previamente lo habían intentado sin éxito en Cuacos.  Una de las mujeres portaba dos recetas listas para ser entregadas. En Torremenga detectaron que uno de los tres ciudadanos, todos con residencia en Madrid, habían retirado en abril Rivotril 2 mg.

Las recetas, un total de 690, habían sido robadas en Centros de Salud de la Comunidad de Madrid junto a los sellos oficiales.

Los detenidos por un supuesto delito de falsedad documental y otro contra la salud pública han sido puestos a disposición del Juzgado de Instrucción de Guardia de Navalmoral de la Mata.

Según explica la propia Guardia Civil el Ritrovil es usado, combinado junto a otras sustancias, para sintetizar la droga “Karkubi” que provoca alucinaciones y conductas psicopáticas.

La Bamba banner genérico 2018