La Policía Local morala ha hecho público un parte policial relativo a las intervenciones más reseñables llevadas a cabo en la localidad durante las dos últimas semanas.

Según el informe policial en este periodo de tiempo se han producido 6 accidentes de tráfico en los que únicamente se produjeron daños materiales. Se atendieron también los avisos de varias alarmas en la localidad, que resultaron con servicio negativo y se produjeron diversas llamadas sobre molestias en vía pública en horario nocturno.

Se han producido también dos atropellos, uno en la plaza de Sánchez Arjona y otro en la calle Pablo Luengo, realizándose en ambos el correspondiente atestado por la Policía Local.

El día 3 de agosto recibieron el aviso de que una persona de 76 años se había extraviado. Se realizó la búsqueda por la localidad y fue localizada minutos más tarde. Esta persona se había desorientado y fue necesario su traslado al Hospital Campo Arañuelo para su observación.

Al día siguiente los policías realizaron un servicio en la calle Fuente la Teja debido a un incendio provocado en un contenedor soterrado y el día nueve la patrulla de Policía atendió, debido a su estado, a una persona ebria que se encontraba en la vía pública.

Se han llevado a cabo tres intervenciones para solucionar problemas generados por animales sueltos. La patrulla tuvo que intervenir en el camino de los Panaderos porque había vacas sueltas cerca de la vía del tren. Las vacas fueron ahuyentadas de las inmediaciones de las vías y cercadas de nuevo en su lugar. El día 11, la patrulla en turno de tarde fue requerida ya que había varias ovejas sueltas a la altura del Polígono Campo Arañuelo y podrían ocasionar algún daño ya que se encontraban en las inmediaciones de la carretera. Las ovejas fueron conducidas a un cercado próximo al lugar.

Y el mismo día, la patrulla en turno de noche, tuvo que intervenir en un garaje comunitario de la calle Palmeras debido al problema generado por un animal salvaje, una culebra que estaba entre los vehículos y que fue capturada por los agentes, dejándola posteriormente en libertad en su hábitat natural.

Las intervenciones por incivismo general y daños en el mobiliario urbano sucedieron el día 9, cuando la patrulla identificó a una persona en calle Genaro Cajal, debido a que supuestamente había arrojado objetos a la vía pública desde su vivienda, ocasionando daños en un vehículo.  El día 10,  cuando la patrulla inspeccionó y precintó los columpios del parque nfantil de la plaza de la Chimenea debido a un mal uso en ellos que había provocado deficiencias estructurales y el día 11, la patrulla en turno de noche informó de los daños que habían sido ocasionados en el tablón interactivo de la calle Urbano González Serrano, sobre los cuales se están realizando las correspondientes gestiones con el objetivo de averiguar quién ha producido dichos desperfectos.

La Policía Local morala incide nuevamente en el ABANDONO DE ANIMALES, ya que siguen interviniendo prácticamente a diario con perros abandonados y también gatos recién nacidos que son depositados en contendores.

La Policía Local interviene para identificar a los propietarios, en caso de que tengan microchip, ya que cuando son abandonados o maltratados no disponen de este dispositivo. Desde la policía se realizan las averiguaciones oportunas para identificar a la persona que los haya abandonado, por ello solicitamos la ayuda de la ciudadanía ante este tipo de hechos y recordamos que todo ciudadano y autoridad que tenga conocimiento de un caso de delito de maltrato animal tiene la obligación legal y también moral, de denunciarlo.

Desde la policía recuerdan que quienes abandonen o maltraten a un animal, podrían ser juzgados como autores de un delito de abandono de animales, según cita el artículo 337 bis.