Un joven moralo de 25 años es uno de los heridos de gravedad de la explosión ocurrida el pasado sábado en la cocina de un hotel en Tarifa. Ha sido intervenido y se encuentra grave pero estable.

Como “algo excepcional” ha descrito la empresa Endesa la explosión que fue causada por uno de sus transformadores.

Tras la deflagración se produjo un incendio en la cocina del restaurante donde trabajaba el joven moralo que en esos momentos se encontraba cenando en patio contiguo junto a 7 compañeros.  Había llegado a la población gaditana para realizar unas prácticas de estudio que ya había terminado y prolongó su estancia al haber encontrado trabajo en la hostelería.

Ahora, tras pasar por el hospital de Algeciras, se encuentra ingresado en la unidad de quemados del Hospital Virgen del Rocío de Sevilla. Tiene quemado el 60% del cuerpo y ha sido intervenido quirúrgicamente; se espera que tenga que ser operado de nuevo, se encuentra en observación y sedado, grave pero estable.

iborika_folk_festival_1024x205_dipCC