Ponte en Órbita visitas desde 2

La delegada del Gobierno, Yolanda García Seco, presidió la reunión de coordinación del Plan de Vialidad Invernal 2019-2020, celebrada ayer en la Delegación del Gobierno en Extremadura, en la que se revisaron los recursos de este plan cuyo objetivo es preparar el dispositivo para actuar en las carreteras de la Comunidad Autónoma de Estremadura ante cualquier fenómeno meteorológico adverso.

Este año, este Plan de Vialidad Invernal dispone de 32 equipos completos de maquinaria, distribuidos en 14 unidades para la provincia de Badajoz y 18 para la provincia de Cáceres. A este número hay que sumar 23 vehículos de maquinaria auxiliar, en concreto, 4 todoterrenos, 11 camiones grúa y 8 máquinas retroexcavadoras.

Además, hay almacenadas 1.621 toneladas de sal distribuidas en siete silos y catorce naves. De ellas, 486 toneladas son para la provincia de Badajoz y 1.135 para la provincia de Cáceres. También se dispone de 2.180 kg de cloruro sódico que se utiliza en situaciones extremas de temperaturas muy bajas.

En este sentido, la delegada apuntó que “en la provincia cacereña hay más puntos de almacenamiento porque al tener más altitud hay más posibilidades de nevadas”.

También se cuenta con 11 plantas de salmuera con una capacidad de depósitos total de 295.000 litros. La salmuera es agua con una concentración de sal superior al 5% disuelta.

García Seco explicó en la reunión  que la región está prevenida y preparada para las posibles adversidades climatológicas, que se dispone de los medios y recursos necesarios para actuar y que se han potenciado los mecanismos de coordinación entre todas las administraciones implicadas.

El objetivo fundamental de la reunión, añadió, es potenciar “una eficaz coordinación de actuaciones ante situaciones de nevadas, hielo, granizo o fuertes lluvias con el fin de evitar o reducir el número tramos con restricciones o retenciones de tráfico, así como asegurar la atención a los ocupantes de los vehículos cuando la situación lo demande”.

Se han concretado medidas de actuación para prevenir la formación de placas de hielo sobre las calzadas cuando se esperen heladas; informar a los usuarios de las carreteras ante cualquier incidencia con antelación suficiente y, en caso de nevadas, retirar la nieve para minimizar las perturbaciones de tráfico.

En esta reunión también han participado representantes de la Delegación del Gobierno y de organismos de la administración del Estado como las Jefaturas Provinciales de Tráfico, Agencia Estatal de Meteorología en Extremadura, Demarcación de Carreteras, Sector de Tráfico de Guardia Civil, Unidad Militar de Emergencias, Policía Nacional, Guardia Civil, así como de la Junta de Extremadura, de las dos diputaciones provinciales, Fempex y Cruz Roja.