La Piscina Municipal de Navalmoral ha includo, entre sus dotaciones, dos sillas adaptadas para personas con movilidad reducida que les permitirá acceder y moverse por las instalaciones. Esta iniciativa de la Concejalía de Políticas Sociales e Igualdad se suma a la instalación de la silla hidráulica que permite la inmersión en el agua.

 

Desde el Gobierno Municipal insisten en hacer de Navalmoral una ciudad más accesible y por eso han contado mediante una nota que desde hace pocos días la Piscina Municipal cuenta con dos sillas adaptadas para personas con movilidad reducida, completando de este modo el objetivo de lograr la plena accesibilidad a las instalaciones municipales.

No obstante, y a pesar de contar desde ahora con las dos sillas adaptadas que se suman a la silla hidráulica, hacen constar que son conscientes de que aún queda mucho camino por recorrer para conseguirlo en su totalidad y que no escatimarán esfuerzos hasta lograrlo.