La consejera de Medio Ambiente y Rural, Políticas Agrarias y Territorio, Begoña García, se ha reunido esta mañana en la sede de Cetarsa en Talayuela con la Organización Interprofesional del Tabaco de España (OITAB), para informar al sector tabaquero del nuevo proyecto de la Junta de Extremadura que permitirá establecer un régimen de seguimiento y localización que reforzará la trazabilidad existente sobre la hoja de tabaco. El encuentro ha tenido lugar tras la asamblea anual de esta organización interprofesional.

La Bamba banner genérico 2018

García ha resaltado que todo el proceso de elaboración del nuevo decreto se está llevando a cabo en permanente contacto con el sector. “El borrador de dicho decreto está ultimándose para ser difundido, en breve, por el portal de transparencia para que se puedan incorporar nuevas aportaciones que sean de interés”.

Los movimientos que se realicen con la hoja del tabaco se tendrán que declarar al Registro de Explotaciones, por vía telemática, de manera que a cada movimiento le asignará un número. El borrador del decreto contempla la aplicación de sanciones por no realizar las declaraciones de los movimientos del tabaco al Registro de Explotaciones.

“En el año 2017, en España se cultivaron unas 8.791 hectáreas de tabaco con una contratación de 30.011 toneladas. La contratación de tabaco en Extremadura supone un 97 por ciento. En superficie se han declarado unas 8.543,78 hectáreas en Solicitud Única, de las cuales 7.127,47 se encuentran en Producción Integrada, lo que supone un 83.43 por ciento.”

El cultivo del tabaco supone unos 6.500 puestos de trabajo a nivel nacional por efecto directo y unos 2.700 puestos por efecto indirecto.

En la reunión también se han abordado asuntos relativos a la comercialización de la campaña y sanidad vegetal.