El Ayuntamiento de Navalmoral he emitido un comunicado donde informa que las dos motos de uso habitual de la policía tienen la ITV superada y que al coche oficial le corresponde pasarla este mes, cuestión por la que se había solicitado la correspondiente cita con anterioridad.

Aseguran que la noticia aparecida hace unos días,  se corresponde a un intento de chantaje de dos policías a los que se les ha denegado una comisión de servicio para garantizar la cobertura de todos los turnos con personal suficiente.

Por último, indican que el Ayuntamiento se reserva el inicio de un expediente disciplinario por las conductas de estos agentes, ya que la ciudadanía no tiene que verse perjudicada por los actos con los que están intentando presionar estos dos agentes.